Modificación de los caudales de ventilación en viviendas. Cambios en el código técnico.

Modificacion codigo tecnico salubridad ventilacion

El pasado 15 de Junio se publicó la orden FOM/588/2017 por la que se modifica el documento básico DB-HE “Ahorro de energía” y el documento básico DB-HS “Salubridad”, del código técnico de la edificación. Aprovecharé esta anotación para indicar los cambios en los caudales de ventilación.

Igual que en la versión anterior del código técnico, existe una tabla de la que deducir los caudales de ventilación, pero antes se establecen dos premisas iniciales que son suficientes para justificar la instalación.

  1. En los locales habitables de las viviendas debe aportarse un caudal de aire exterior suficiente para conseguir que en cada local la concentración media anual de CO2 sea menor que 900 ppm y que el acumulado anual de CO2 que exceda 1.600 ppm sea menor que 500.000 ppm·h, en ambos casos con las condiciones de diseño del apéndice C, del propio documento básico.
  2. Además, el caudal de aire exterior aportado debe ser suficiente para eliminar los contaminantes no directamente relacionados con la presencia humana. Esta condición se considera satisfecha con el establecimiento de un caudal mínimo de 1,5 l/s por local habitable en los periodos de no ocupación.

Se introducen dos nuevos conceptos: concentración media anual y acumulado anual de CO2 (magnitud que representa la relación entre las concentraciones de CO2 alcanzadas por encima de un determinado valor (valor base) y el tiempo que se han mantenido a lo largo de un año).

Para aplicar fácilmente estos caudales se integra en la revisión del documento una tabla:

Tabla caudales FOM 588

Esta tabla modifica ligeramente la que ya existía, rebajando sensiblemente los caudales. Además tiene en cuenta el tamaño de la vivienda según el número de dormitorios de la misma.

El cambio es muy importante, sirvan un par de ejemplos:

  • Vivienda de 2 dormitorios y 2 baños: 86 m3/h.
  • Vivienda de 4 dormitorios y 2 baños: 119 m3/h.

Ya lo he reiterado en múltiples ocasiones. La ventilación de las viviendas es una instalación que ha sido perjudicada muy ampliamente por el “hay que cumplir la norma”. Se han construido la inmensa mayoría de instalaciones en las viviendas con criterios de diseño totalmente equivocados. Los dos fallos más ampliamente cometidos han sido.

  1. Caudal del ventilador super-ultra-exagerado. Si tomas el valor más alto de los ejemplos anteriores, 119 m3/h, es un valor extremadamente pequeño. Un ventilador individual de un aseo público, de los pequeños y malos, ya da ese caudal. Y la normativa exige ahora ese caudal que se instala en un solo inodoro, para toda una vivienda de 4 dormitorios y 2 baños. He visto ventiladores de 1.000 m3/h instalados en viviendas. Para que te hagas una idea, el extractor de la cocina puede estar moviendo fácilmente 300-500 m3/h.
  2. Ese ventilador tan grande lo voy a poner encima de la cama de matrimonio. Me he encontrado tantas veces con este caso, que deja de tener gracia. El diseñador de la instalación primero escoge un ventilador gigante, que como mínimo genera 60 dBa, (porque está pensado para otras aplicaciones). Además lo coloca donde más molesta. Resultado, nunca se enciende (aunque debería funcionar 24 h, 365 días).
Anuncios

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s